Stéphane Mallarmé

LA TUMBA DE EDGAR POE Tal como en sí mismo al fin la eternidad lo convierte, el Poeta despierta con un estoque desvestido a su siglo, espantado de no haber sabido que en esa extraña voz triunfaba la Muerte.   Ellos, como un vil arrebato de hidra la serpiente al oír otrora al ángel dar a la lengua un puro sentido, anunciaron a los cielos el maleficio bebido en las aguas sin honra de algún lúgubre confluente.   Si de las hostiles tierra y nube, ¡oh, queja!, nuestra imaginación...
  • abril 15, 2021
  • 0 Comentarios
Leer más
CARTA DE PAUL VALÉRY A STÉPHANE MALLARMÉ, 18 DE ABRIL DE 1891 (EXTRACTOS)   Entiendo a la poesía como una explicación delicada y bella del Mundo, contenida en una música singular y continua. Mientras que el arte metafísico ve al Universo construido de ideas puros y absolutas, la pintura, de colores, el arte poético será considerarlo vestido de sílabas, organizado en frases.   Considerado en su esplendor desnudo y mágico, el mundo se eleva a la potencia elemental de un nota, un color, una dovela de una bóveda. El...
  • febrero 25, 2021
  • 0 Comentarios
Leer más
AUTOBIOGRAFÍA, CARTA A PAUL VERLAINE DE STÉPHANE MALLARMÉ   París, lunes 16 de noviembre de 1885   Mi querido Verlaine,   Estoy retrasado con usted, porque he buscado lo que había prestado, un poco por un lado y un poco por otro, al azar, de la obra inédita de Villiers. Aquí adjunto lo muy poco que poseo. Pero informaciones precisas sobre este querido y viejo fugaz, no tengo. Incluso su dirección ignoro. Nuestras manos se reencuentran una con la otra, como si se hubiesen soltado la víspera, a la...
  • diciembre 24, 2020
  • 0 Comentarios
Leer más
EL CUERVO   Una vez, en una lúgubre medianoche, mientras me hundía, débil y agotado, en un curioso y extraño interminable volumen de saber olvidado, mientras sacudía la cabeza, dormitando casi, de pronto se oyó un golpe, como de alguien llamando suavemente, tocando a la puerta de mi habitación. Eso solo y nada más.   ¡Ah! Con claridad recuerdo que era en el glacial diciembre, y cada tizón, muriendo aislado, cincelaba su espectro en el suelo. Ardientemente deseaba el día. Vanamente había buscado tomar prestado de mis libros un...
  • agosto 22, 2020
  • 0 Comentarios
Leer más
Categorías